EQUO RECUERDA QUE LA UE ES QUIEN PROTEGE AL LOBO

El partido ecologista Verdes Equo Cantabria entiende que no se debe alimentar el enfrentamiento entre el lobo y las familias dedicadas a la ganadería extensiva cuando es la propia UE la que condiciona su protección, “el caso del lobo se suma a muchas otras dificultades a las que tienen que hacer frente los ganaderos, pero como se trata de la amenaza más tangible, concentra la atención”.

La Administración debe hacer pedagogía ante la ciudadanía ya que el lobo es una especie protegida en virtud de la Directiva sobre los hábitats de la UE y su recuperación contribuye a la protección de la naturaleza en Europa y a frenar la pérdida de biodiversidad y sin embargo se está manipulando a la opinión pública dirigiendo todos los males que atacan al sector primario en Cantabria en la figura del lobo obviando el debate científico y social.

La misma UE que aprueba las ayudas de la PAC es la que establece la categoría de protección del lobo y la que establece la opción para que los Estados Miembros y los Organismos Pagadores establezcan medidas de desarrollo rural que favorezcan la conservación de la biodiversidad.

Hay que recordar la Sentencia del Tribunal de la UE del 10 de octubre de 2019 establece que « se deben agotar todas las medidas de prevención y, sobre todo, justificar que las acciones letales sobre los lobos no deterioraran su estado de conservación, actualmente desfavorable». A su juicio, esto «desacredita la gestión de las administraciones autonómicas del norte peninsular, donde el espíritu de la Directiva Hábitat no se respeta».

Lobo Ibérico

Foto de Ana Retamero Olmos

Según la Comisión de la UE “matar lobos no debe reemplazar a un sistema general de medidas destinadas a alcanzar un estado de conservación favorable”. Constituye, la última alternativa que puede (lo cual no significa per se) tenerse en cuenta en casos de animales problemáticos para los que la prevención se haya mostrado ineficaz y no debe ser perjudicial para el mantenimiento de un estado de conservación favorable“.

El “objetivo común es la coexistencia con los grandes carnívoros en la UE”, un objetivo plenamente compatible con la política europea de conservación de la naturaleza. La Comisión ha apoyado activamente una visión por parte de los Estados miembros y las partes interesadas que concilie la conservación de esas especies con los intereses y necesidades de las personas. En el contexto del control de adecuación de la Directiva sobre los hábitats, todos los Estados miembros, el Parlamento Europeo y las partes interesadas han confirmado de manera unánime que la Directiva Hábitats 92/43/CEE es adecuada para sus objetivos y han instado a la Comisión a no modificar el marco normativo“.

La Comisión de la UE recriminan la conducta de aquellos estados miembros que hayan apostado por la vía fácil del control poblacional de lobos (cinegético, etc.) utilizando como pretexto la conflictividad de la especie por las presiones de sectores privados (recordemos: subvencionados con dinero público para realizar sus prácticas de forma más respetuosa con el medio ambiente) en vez de apostar por la prevención como la herramienta prioritaria de gestión.

La ministra Teresa Ribera tiene sobre su mesa una propuesta científica para que el lobo esté en el Listado de Especies Silvestres en Régimen de Protección Especial La declaración del lobo como especie protegida es una recomendación del Comité Español de Flora y Fauna Silvestres que forman el Ministerio y las comunidades de acuerdo con las directrices de la UE

Declaraciones realizadas en el Parlamento de Cantabria como que si se prohíbe cazar al lobo se va a producir el “fin para muchas ganaderías”, expansión “abrumadora” de lobos, ocupando en los últimos años nuevas áreas geográficas, (¿respecto a qué época?), la inclusión del lobo en el Lespre “acabaría con el 90% de los ganaderos”, los primeros “los que están en peligro de extinción y no los lobos”… el lobo va a exterminar a los ganaderos de montaña, que va a terminar con las razas autóctonas, que va a arruinar las familias del medio rural…es una parte distorsionada de la realidad y recuerda a tiempos pasados en los que se ajusticiaba al lobo sin control.

Hay que recordar que la caza NO es la única herramienta de gestión y control de las poblaciones, ya que existen las realizadas exclusivamente por la autoridad competente siempre en base a datos contrastables y contrastados.

¿Dónde están los estudios que avalan que la situación de la población del lobo es adecuada?

El Plan de Gestión es una herramienta adecuada, de obligada aprobación por la UE, en base a la cual se fijó un cupo de 34 lobos al año desde 2019, que se ha vuelto a aprobar en 2020. Según declaraciones oficiales hay 19 manadas registradas y con presencia probable de otras cuatro en 2019, lo que supondría la existencia de un mínimo de 171 lobos, cuando en el informe técnico del Plan en 2018 había 15 manadas y 135 lobos en veranos, si en 2019 se han matado 34 lobos (el 20%) resultan 133 y si en 2020 se van a matar otros 34 se va a volver a reducir a menos de 100, ¿Cuántas lobas han parido? ¿Cuántos lobeznos hay? ¿Se ha estudiado la tasa de reposición?

Hay que destacar que dentro de ese cupo se han matado lobos, lobas y lobeznos, incluso en espacios protegidos, lobas con crías, lobos fuera de la época de veda, lobos en cacerías sin control de un Agente del medio natural (lo que lleva a pensar que se hayan podido matar más animales que los declarados), caza furtiva,… ¿tras esa medida de 2019 se ha realizado un censo real de la población? ¿Se ha evaluado el impacto sobre las camadas? ¿Se ha comprobado cuántas manadas se han deestructurado?

Se ha presentado en el Plan de Recuperación de Fondos Europeos de Cantabria algún Proyecto para la generación de empleo en el medio rural vinculado a la figura del pastor, que permite fijar población y evitar el despoblamiento de las poblaciones de media y alta montaña? y la figura del turismo de naturaleza que permite generar empleo en las zonas rurales con presencia de lobo, como está ocurriendo en otras experiencias en España.

¿¿Se ha aumentado la partida presupuestaria para medidas de prevención?? destinadas a disminuir los daños, con perros mastines, corralas móviles, presencia de pastores, rehabilitación de cabañas ganaderas abandonadas,… ¿Existe algún plan para aumentar la celeridad en el cobro de las indemnizaciones?, ¿Se ha realizado algún censo de perros “asilvestrados” que son origen de ataques a ganado?, ¿se ha determinado el número de muertes que han provocado?…hay muchas preguntas que no se han dado la necesaria respuesta.

No hay que olvidar que el acuerdo inicial de la Mesa del Lobo fue la de no considerarlo especie cinegética hasta que el golpe de timón final, que determinó la salida de varios colectivos participantes, fue incluirla en esa categoría dentro del Plan de caza de Cantabria.

En su día desapareció el urogallo, símbolo de la biodiversidad de la fauna cantábrica, por la ausencia de medidas de control contra la caza furtiva y la destrucción de su hábitat, principalmente, ¿acaso también era culpable de ataques a la cabaña extensiva y de la disminución de familias ganaderas de las zonas rurales de montaña de Cantabria?… ¿quiere la sociedad de Cantabria el mismo final para el lobo?